27 de junio de 2018.

Una demostración de carácter y de fuerza de la selección sueca hace que los escandinavos avancen de ronda después de derrotar a México por 3-0 en un partido donde al ‘Tri’ le condenó la falta de ideas.

En una semana en la que tuvieron que hacer frente a amenazas racistas, Suecia demostró que es un EQUIPO. El combinado ‘blågult’ derrotó al ‘Tri’ en un partido donde los de Osorio acusaron una falta de ideas alarmante y que nada tuvo que ver con los dos últimos partidos ante Corea del Sur y Alemania.

Y es que desde los primeros compases, Suecia se dedicó a asediar el área mexicana. Al primer minuto, un disparo de Granqvist sembró el peligro en el área de Memo Ochoa. Pero el miedo no iba a irse, ya que apenas unos minutos después, otra jugada iba a servir a Suecia para tener una ocasión única.

Una mala salida de Memo Ochoa acabó en falta al borde del área que los suecos desaprovecharon. Esto dio aire a México, que pudo empezar a intentar generar peligro en el área sueca.

Carlos Vela sería el hombre que dirigiera las contras aztecas en busca del gol. Pero las imprecisiones volvieron a acompañar desgraciadamente al equipo de Juan Carlos Osorio. Mientras, Suecia seguía generando peligro, y teniendo ocasiones.

El VAR tenía que aparecer en la primera mitad a causa de una controvertida mano de Chicharito. Sin embargo, el sistema demostró que era involuntaria e invalidó un posible penal a favor de Suecia, aunque el peligro seguía acechando.

Memo Ochoa volvía a salvar un remate de los suecos que iba dentro. Pasada la media hora de partido, Berg volvía a meter el miedo en el cuerpo con un remate que el arquero salvaba por encima del travesaño.

La recta final del primer tiempo fue un intercambio de golpes en el que ninguno de los dos equipos obtuvo recompensa. Pero en el segundo tiempo llegó el premio para Suecia.

En una jugada con varios rebotes en el área, aparecía Augustinsson para colocar el primero para la selección sueca. Una mala defensa de México penalizaba a la selección azteca cuando apenas había comenzado el segundo tiempo.

Pero los problemas no iban más que a crecer para el equipo de Juan Carlos Osorio. Héctor Moreno cometía un penalti y Andreas Granqvist no fallaba desde los once metros. 2-0 y la sensación de que México estaba derrotado tanto futbolística como mentalmente.

Un mal estado mental que se transmitía a la defensa. El equipo de Osorio seguía sin rumbo y en un mal despeje, Edson Álvarez introducíael balón en su portería para certificar el 3-0 de Suecia.

México terminó el partido sin rumbo, con la vuelta a las malas sensaciones de antes del Mundial… pero en octavos El ‘Tri’ se aprovechó del fracaso alemán en Kazán, donde los teutones perdieron ante Corea del Sur.