Si quieres acelerar tu metabolismo y que tus metas se cumplan de una manera eficiente y natural, incluye estos alimentos en tu dieta y empezaras a notar la diferencia.

1. Canela: este ayuda a bajar los niveles de glucosa en sangre, al igual que mejora la sensibilidad a la insulina y previene el síndrome metabólico, el cual pertenece a un grupo de factores que se presentan de forma simultánea e incrementan el riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares o diabetes.

2. Toronja: esta fruta es rica en vitamina C, alta en flavonoide naringina, el cual activa ciertas enzimas que ayudan a eliminar toxinas y limpiar el hígado; lo que la hace una fruta ideal para que el cuerpo esté libre de impurezas.

3. Jengibre: esta especie tiene efecto diurético, mejora el proceso digestivo, ayuda a acelerar el metabolismo y también a mejorar los niveles de colesterol.

4. Té verde: es bebida es rico en antioxidante, ayuda a reducir el colesterol, acelerar el metabolismo, incrementar la oxidación de grasas y elevar los niveles de energía.

5. Brócoli: su consumo frecuente mejora el ambiente hormonal, acelera el metabolismo e incluso ayuda en el proceso de perdida de grasa.

6. Apio: es alimento es bajísimo en calorías, ayuda a incrementar la saciedad y contiene un gran número de antioxidantes que ponen a trabajar a nuestro metabolismo.

7. Aguacate: rico en fibra, ayuda a bajar el colesterol y a proteger nuestro corazón, gracias a su contenido de grasas mono-insaturadas. También contiene proteína y vitamina E, es buenísimo para la piel y para el metabolismo en general. Además, actúa como acelerador nutritivo, es decir, gracias a él facilitamos una óptima absorción de los otros nutrientes con los que acompañamos nuestras comidas.

8. Frutos rojos: las fresas, frambuesas, moras y arándanos ayudan a mejorar el funcionamiento metabólico, gracias a su gran contenido de antioxidantes.

9. Ajo: ayuda a disminuir la presión arterial, a controlar los niveles de glucosa en sangre e insulina, e incluso también mejora el funcionamiento metabólico, favoreciendo el proceso de perdida de grasa.

10. Picante: La comida picante tiende a acelerar y mejorar nuestro metabolismo, debido a un componente llamado capsaicina. Lo que hace es estimular el receptor cerebral que controla la temperatura del cuerpo, y así, obliga al organismo a consumir más energía, es decir; a consumir las reservas de grasa acumulada en los tejidos adiposos.

Aunque se debe tener claro que no todas las personas asimilan de igual modo el picante. Esto es algo que deberás comprobar por ti misma para regular o incluso evitar su consumo, puesto que, si tienes un estomago sensible o padeces algún problema en los intestinos, el ingerir picante puede llegar a ser peligroso, además de doloroso.

Cabe mencionar que es importante tener en cuenta que para favorecer tu metabolismo depende de la rutina de ejercicio y de una dieta saludable, para tener un mejor resultado.

Facebook: Nutrióloga Jessica López