Luis Torre Aliyán

Corría 2014 cuando el periodista Loret de Mola escribió una columna pa-ra “El Universal” que tituló: “El peor lugar de México”, refiriéndose a Ta-maulipas.

Recuerdo que le respondí en un texto #DelAbogadoAmigo (si gusta leer-lo, lo encuentra en http://www.hoytamaulipas.net/notas/128908/Torre-responde-a-Loret-.html) que, aunque no era videocolumna aún, llegó a mucha gente y fue bien recibido.

Dicha columna la escribí no solo porque desde mi punto de vista no le asistía la razón a Loret, lo hice porque al leer su texto y sentirme agra-viado como tamaulipeco, consideré oportuno decirle porqué Tamaulipas no era el peor lugar de México, sin que ello implicara que estuviéramos conformes con los grados de inseguridad que se vivían en esa época.

Y les comparto ese pasaje de la historia de la columna, porque ahora que se hizo viral el video de Oxana Morales Esquivel, la niña victorense de tercer año del jardín de niños, en donde dirigía una orquesta infantil en la Colonia Horacio Terán, no pude evitar tal como aquella ocasión, hacer una columna diferente.

Claro, aquella vez era más la dignidad que como tamaulipeco sentí piso-teada y estimé oportuno defender a nuestro estado -desde un espacio ciudadano- de los calificativos con los que nos señalaba Loret con mu-cha dosis de interés personal o de la empresa que entonces representa-ba.

Hoy es distinto, hoy me embarga la emoción del orgullo y de la esperan-za: del orgullo victorense, y de la esperanza del hoy, del mañana; del corto y del mediano plazo para nuestra capital.

Y es que con tantos problemas por los que atraviesa Victoria, ésta or-questa infantil que se hizo viral fue una bocanada de oxígeno puro para el mal humor social que se respira en la ciudad: La inconformidad con la autoridad municipal, el desabasto de agua, los problemas económicos y hasta los “calorones” que se han vivido últimamente, lograron estos ni-ños que se olvidaran por un momento.

Bajo el liderazgo de Oxana, estos niños han puesto el ejemplo de que con alegría, responsabilidad, coordinación, trabajo en equipo e inteligen-cia, Victoria puede destacar a nivel estatal, nacional e internacional.

Victoria, puede, y debe destacar; más allá de cualquier obstáculo políti-co, social o de cualquier índole.

GRACIAS, Oxana. GRACIAS, Profesor Abraham Gómez (maestro de mú-sica de los niños). GRACIAS, niñas y niños. GRACIAS a todos…

Gracias a Ustedes por recordarnos que hay luz en nuestra querida Victo-ria, capital de Tamaulipas.