Sube la presión arterial del contratismo en el IMSS.

98

.Versión: el superdelegado jr en presuntas alianzas políticas y cochupos millonarios con el grupo de óscar luebbert.

.Trasciende que reynosenses, amigos de jr, quebrantan el presupuesto federal en el imss, desafiando al presidente amlo.

El escándalo apenas inicia. Todo parece encaminarse a descubrir una cloaca de proporciones grotescas, en materia de alta corrupción administrativa y complicidades políticas, de cara a la sucesión gubernamental del 2022.
Basta con darnos cuenta de los primeros datos duros, para saber que sus protagonistas están pisoteando impunemente, el credo anti corrupción de la 4T y de su líder, el Presidente Andrés Manuel López Obrador.
El IMSS Tamaulipas es un paciente de la política pública federal que padece de alta presión arterial.
O al menos ese es el diagnóstico de su escandalosa podredumbre administrativa , después de que trascendió que los encargados de las compras de medicamentos estarían inflando hasta en un 200 por ciento el fármaco Losartan, indicado para las personas hipertensas.
Mientras que en las delegaciones del IMSS de otros estados de la República, el Losartan se adquiere a $8.50 en promedio , aquí a consecuencia de los sobreprecios y del contratismo, rebasa los $18.50 , generando un robo a la nación por más de 10 millones de pesos.
Al menos durante este 2019, el IMSS Tamaulipas, se sabe, habría hecho compras con precios alterados en más de un 200 por ciento , que alcanzan los 19 millones de pesos. Los proveedores presuntamente beneficiados con estas adquisiciones alteradas de manera brutal, serían: Consorcio Médico MIUS SA de CV , con los contratos D9PO205 y D9PO273 por un monto de $9,752,174.00 (Nueve millones, setecientos cincuenta y dos mil, ciento setenta y cuatro pesos ). Así como también el grupo Ralco Medical SA de CV , con el contrato D9P0018, por una cantidad de $3,685,374.00 (Tres millones, seiscientos ochenta y cinco mil, trescientos setenta y cuatro pesos )
Por otra parte, se sabe que , entre las empresas favoritas en el IMSS de Fernando López Gomez y de su jefe , el Super Delegado José Ramón Gómez Leal , se encuentra el yerno de Óscar Luebbert, Rene Salinas Ramirez , cuya empresa Edificaciones SAR SA de CV habría facturado cantidades por más de 34 millones de pesos , en obra pública como el contratista predilecto de la infraestructura del IMSS. (De esta manera el grupo del JR consolida sus amarres políticos y de negocios con la familia Luebbert, de cara a la gubernatura).
Mientras que Raul Gerardo Gutierrez Morales, cuñado del Delegado Fernando López Gómez , presuntamente habría facturado $2,456, 474.00(Dos millones, cuatrocientos cincuenta y seis mil, cuatrocientos setenta y cuatro pesos ), como proveedor de insumos a esta misma institución.
Por las características de las principales firmas que se están beneficiando del pastel presupuestal en el IMSS, se entiende que muchos de estos personajes , fueron los que apoyaron al JR en su campaña para llegar a la fallida alcaldía. Y hoy le estarían cobrando con creces y a costa de sangrar el erario federal , sus pasados favores, como padrinos financieros.
Después de enterarnos de toda esta madeja de intereses y de contratos millonarios, llegamos a la conclusión que , lo del escándalo del ex titular administrativo del IMSS Tamaulipas , Juan Manuel Gochicoa Gutierrez, (mismo que ya se conoce como “Guachicola” , por las características del guachicoleo médico), es apenas la delgada punta de todo un bloque de corrupción y de componendas, en el que los beneficiarios son en su mayoría reynosenses, aliados del JR.
Este último , el Super Delegado, José Ramón Gómez Leal , al
ver como el tampiqueño Juan Manuel Gochicoa fue grabado infraganti , hoy busca junto con su amigo y compañero de domicilio , el Delegado del IMSS, Fernando López Gómez lavarse las manos y deshacerse de Gochicoa , como si fuese una papa ardiente.
Sin embargo se sabe que toda una gruesa carpeta de denuncias, información y datos comprometedores, ya se encuentra sobre el escritorio del Director General del IMSS en el país, Zoé Robledo.