“Orates al volante”, ubíquelos, y denúncielos, manejan en sentido contrario, exponiendo la vida de los demás.

Serán denunciados por amenazas y alterar el orden público.