EPN en Perote Veracruz.

13 de marzo de 2018.- Al inaugurar hoy el almacén granelero de DICONSA en Perote, Veracruz, el Presidente de la República, Enrique Peña Nieto, afirmó que los indicadores que miden a la población que enfrenta carencias en el país se encuentran en sus mínimos históricos. “Estamos abatiendo los niveles de pobreza que hay en nuestro país”, subrayó.

El Primer Mandatario señaló que de acuerdo con las mediciones realizadas por el Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (CONEVAL), “de 2012 a 2016, 2.8 millones de personas superaron la carencia de acceso alimentario; es decir, 2.8 millones de personas anteriormente no tenían acceso a una diaria alimentación”.

“También conocimos de esta evaluación que 2 millones de personas en nuestro país abandonaron la condición de vivir en pobreza extrema”, añadió.

El Primer Mandatario refirió que hoy “6.4 millones de personas que enfrentan carencias, que son las familias que tienen menores ingresos”, reciben la leche de LICONSA.

Señaló que el Gobierno de la República también ha establecido una red de comedores comunitarios, que ya suman cinco mil en toda la geografía nacional, y “especialmente ubicados en los lugares de mayor retraso y rezago social”. Eso permite que diariamente se sirvan “un millón de alimentos, especialmente para adultos mayores, mujeres embarazadas y para niñas y niños”.

Subrayó que mediante la Estrategia Nacional de Inclusión, una política que está dedicada de manera integral a revertir las condiciones de pobreza a partir de poner especial atención en los sectores de la población que enfrentan distintas carencias, se focalizan las políticas que emprenden distintas dependencias.

El Titular del Ejecutivo Federal destacó que la red de distribución de tiendas DICONSA en el país llega a casi 27 mil puntos de venta. “No hay otra red de distribución, ni de tiendas comerciales, tan amplia y tan extensa como la que tiene DICONSA”, puntualizó.

Precisó que esta red “está ubicada en los lugares más apartados, más lejanos de la geografía nacional, en aquellos puntos a donde difícilmente podría llegar otra red de distribución de tiendas comerciales”.

“Ahí llegan los productos que son trasladados no sólo en lanchas, de tráileres modernos, sino a veces en mulas y otros medios de transporte que aseguren que a los lugares más apartados llegan esos productos alimentarios. Esa es la gran importancia que tiene esta institución del Estado mexicano, y a la que este Gobierno le ha dedicado mayores recursos para crecer su red de distribución”, agregó.

El Presidente Peña Nieto dijo que los almacenes graneleros, como el inaugurado hoy, “evitan el desabasto y reducen la volatilidad que hay en los precios de los productos que ahí se reciben. Permiten que los pequeños productores puedan vender su producto a estos centros graneleros y evitarse los altos costos de transportar sus productos a otros lugares”, así como reducir los gastos de almacenamiento para los pequeños productores.

Mencionó que los centros graneleros “aseguran que haya abasto de productos alimenticios a través de la red de distribución de DICONSA a las varias entidades que se ven beneficiadas”.

El Primer Mandatario dijo que “para el Gobierno hay retos que todavía subsisten, hay temas en donde no hemos logrado la eficacia que nos propusimos desde el inicio de esta Administración, y que todavía siguen siendo temas y retos para México y para los gobiernos hacia adelante”. Añadió que “hasta el final de esta Administración trabajaremos realmente para combatir lo que todavía son grandes rezagos y grandes retos”.

Aseguró que “la mejor política social es mantener el nivel de desarrollo económico, es mantener la estabilidad económica. Cuando se pierde la estabilidad económica, se corre el riesgo de entrar en crisis económicas que realmente deterioran la economía de las familias mexicanas”.

“Eso es algo que hemos venido cuidando y asegurando para el país, porque perder esta condición, repito, sería poner en riesgo la economía de las familias mexicanas”, señaló.

El Titular del Ejecutivo Federal destacó que en el estado de Veracruz “hemos dedicado esfuerzos al desarrollo de grandes proyectos que van a asegurar que siga habiendo inversión productiva, que se sigan generando empleos en nuestro país, mayores oportunidades, especialmente para las nuevas generaciones, para la gente joven que está egresando de los politécnicos, y que por primera vez está teniendo la oportunidad de recibir educación superior”.

Resaltó la construcción del nuevo Puerto de Veracruz. “Es una obra que está demandando una inversión, en esta primera etapa, del orden de 30 mil millones de pesos; que ha significado ganarle tierra al mar, que ha significado crecer la capacidad del Puerto de Veracruz actual, a cinco veces más. Y eso le dará, sin duda, a Veracruz un enorme potencial de crecimiento”, puntualizó.

“Se estima que en este Puerto de Veracruz se van a generar más de 140 mil empleos directos, y varios más indirectos. Son de las grandes obras que, en su primera etapa, va a entregar este Gobierno. Junto con ello está, también, la declaratoria de Zona Económica en Coatzacoalcos, para impulsar con incentivos fiscales la atracción de más inversión que se traduzca en generación de empleo”, indicó.

Refirió que en el sector energético, 40 por ciento de los campos que se han licitado para lograr la participación del sector privado se encuentran en el estado de Veracruz, y “de tener éxito, asegurará una inversión en los próximos años de casi 70 mil millones de dólares. Esa es la relevancia que tiene la Reforma Energética que hemos impulsado”.